FERBLOG

lunes, septiembre 18, 2006

LO INADMISIBLE

Traigo de nuevo a colación un comentario de Fritz. Y lo hago no tanto porque quiera cruzar con él opiniones como porque, por una vez, sí veo necesario defenderme. Cada uno tiene sus rayas rojas, ya se sabe, y así como hay cosas de las que no creo que merezca la pena hacer aprecio, hay otras que sí. Fritz afirma sentirse muy decepcionado con mi artículo “semana aciaga” en la que glosaba la pugna periodística abierta entre El Mundo y El País, a propósito del 11M (inciso: gracias a Fritz porque, al menos, no cae en el automatismo, habitual entre los críticos de esta bitácora, de negarme el carné de liberal, que ya se sabe que algunos, en cuanto no les gusta lo que dices, te lo retiran – no es el estilo de ese corresponsal, afortunadamente).

Por mucho que pese a quien sea, nadie es responsable por haber dicho nada más que lo que ha dicho. En este sentido, quien se atreva a afirmar que existe cualquier clase de relación entre el PSOE y la tragedia del 11M que lo haga y peche con las consecuencias, que habrán de ser graves. Desde luego, yo no he dicho tal cosa, ni tampoco el diario El Mundo, que yo sepa, lo ha hecho.

Ahora bien, lo que yo, como tantos otros, sí he afirmado, es que creo que existen numerosos cabos sueltos en torno a la investigación del atentado. Cabos sueltos que justifican la petición de que se continúe trabajando sin desmayo, hasta que se esclarezcan por completo. La comparación con quienes pretenden demostrar que no ocurrió el Holocausto como, en general, las continuas ridiculizaciones de que son objeto quienes, simplemente, manifiestan no verlo todo tan claro son una salida de tono que no merece mayor comentario, creo.

Por lo demás, lo de que a algunos no nos merezca la menor confianza el señor Rubalcaba, a la vista de los antecedentes, no creo que sea del todo reprochable. Por si esos antecedentes no bastaran, ahí están las recientes filtraciones de información a El País –cuya calificación jurídica, por cierto, no suena nada agradable- que, con independencia de su contenido, no dejan en buen lugar al Ministerio del Interior, único origen posible de las grabaciones de conversaciones en las que el “diario independiente” basó su andanada contra el Mundo. La mujer del César, además de serlo tiene que parecerlo y, por lo mismo, quien pretenda sonar convincente hará bien en rodearse de gente cuya palabra tenga algún valor para quien se pretende convencer.

Pero lo que verdaderamente es inaceptable es aquello, tan viejo de “el que dude, pone en cuestión las Instituciones”. Hasta ahí podíamos llegar. La acción de las instituciones puede, y en ocasiones debe cuestionarse. El poder ejecutivo, legislativo y judicial se hermanan, a menudo, a la hora de meter la pata ¿Es preciso callar?

Es muy común que, cuando alguien no quiere hablar de algo, espete a su interlocutor que se trata de un asunto sub iuduce. ¿Y? La intervención de los tribunales, o de cualquier otra instancia, en un asunto no los sustrae, sin más, del debate público. Es lícito, por supuesto, hablar antes, durante y después de la actuación de las instituciones. ¿La sentencia de Rumasa, por ejemplo, o la del referéndum andaluz, dejan de ser despropósitos jurídicos por el solo hecho de que el Tribunal Constitucional las pronunciara? En absoluto. Lo que son es despropósitos jurídicos inatacables, que es cosa diferente. La decisión del TC debe acatarse, aunque no se comparta.

Cuestiona las instituciones Andrés Manuel López Obrador cuando se niega a acatar la decisión del Tribunal Federal Electoral. Cuestiona las instituciones quien publica un decreto ad casum con el ánimo indisimulado de violar la ley. Cuestiona las instituciones quien pretende abrir una mesa de negociación “alternativa” basándose en la falta de representatividad del Parlamento Vasco elegido conforme a derecho. Cuestiona las instituciones quien deja de recurrir un tercer grado para ciertos presos cuando no se cumplen las condiciones exigidas en derecho para obtenerlo. Cuestiona las instituciones quien no da medios suficientes a la defensa de algunos procesados en juicios de magna envergadura (¿O es que ya son “terroristas” convictos y confesos? ¿Es que ya la “versión oficial” ya ha destruido su presunción de inocencia?) Cuestiona las instituciones quien subvierte el espíritu de una comisión de investigación parlamentaria negando pruebas y comparecencias. Cuestiona las instituciones quien pretende sin desmayo cambiar la ley de composición del Consejo General del Poder Judicial hasta que consiga uno afín a sus intereses. Cuestiona las instituciones quien exige a un Gobierno que actúe en función del “clamor de la calle” y tacha de ilegítima la negativa. No cuestiona las instituciones quien habla del tres por ciento, sino el que lo cobra. Y así podríamos seguir.

No cuestiona las instituciones quien expresa dudas sobre su correcto funcionamiento, a condición de que estas estén fundadas o sean razonables. Nadie cuestiona la legitimidad del resultado electoral del 14M, ni la potestad del juez del Olmo para llevar adelante su instrucción como estime procedente.

Ya hemos visto en otras ocasiones –y perdón por la insistencia- a otras personas envolverse en la bandera y convertir el cuestionamiento de su actuación en una andanada contra los mismísimos pilares del Estado.

4 Comments:

  • Amen

    By Blogger Gul-Pah-go, at 10:19 p. m.  

  • Ante todo decir que la réplica -llamémosla así- por extenso se encuentra en un blog en que colaboro, y, que después de hacer el comentario que motiva éste escribí allí, y para, digamos, dejar constancia de que así lo había hecho anoté aquí nuevamente, sin escribir nada y sólo dejando el vínculo a aquél blog (que se abre al pulsar sobre mi nombre).

    En segundo lugar decir que no acuso directamente a quien suscribe este blog, porque él -usted, perdón- no afirma las cosas que afirma El Mundo (que han implicado al PSOE no pocas veces) ni tampoco las que se dicen en la cadena COPE (que lo han implicado más, mucho más, aunque quizá subrepticiamente, claro que para descubrir lo subrepticio hace falta la sinceridad. Vamos, que lo implican esta no claro, clarísimo, es cuestión de querer reconocerlo); y en la cadena COPE partidica un tal Pedro José Ramírez, "Pedro J.". Siendo así, y habiendo dicho este señor y su periódico las cosas que han dicho (obvio que pudieran estar más o menos veladas, me parece irrelevante en cierto sentido) es que aquí se apoye la voluntad de estos medios.

    Vamos, una cosa es decir que hay que investigar y otra cosa es apoyar la acción de quienes dicen hay que investigar PERO apoyan esa frase en esos términos conspirativos. La diferencia es crucial. Decisiva. Volviendo a lo que ya llamaba yo "lugar común" (que sacaba a raíz de ese otro que es los GAL); el holocausto nazi, una cosa es señalar que la percepción extendida incurre en errores en esto y aquello, o decir (que es de donde cogería sentido tal afirmación) que esto y aquello no se sabe bien y otra es decir que no existió. Y, reitero, si se cambia el "no existió" por el "es una conspiración" todo se hace -y aquí sí- inaceptable.
    ---
    Como digo es mejor leer lo que puse en mi blog para diferenciar entre esos cuestionamientos que pueden ser, y en la práctica son sanos, y "los otros".

    Y vuelvo a repetir también que El Mundo y la COPE intrigan hacia el PSOE y hacia las instituciones y que para saber eso sólo hace falta ser un poco sincero con uno mismo. Seamos serios. En todo caso no creo que el Sr. Zarzalejos haya tenido en esto percepción tan equivocada, y que de paso la comparta conmigo (y bueno, darle covertura a Trashorras y Lavandera creo que... en fin, un poquito de por favor...).

    [Nota: por si no sale el blog al pulsar el enlace dejo aquí la dirección para un "copiar y pegar";
    http://la-cruda-realidad.blogspot.com/]

    By Blogger Fritz, at 11:59 p. m.  

  • Yo no le daria "covertura". Máximo le daría, quizás, cobertura.

    Pero cuando usted se digne decirnos QUE EXPLOTO EN LOS TRENES probablemente no lo tengamos que preguntar.

    Entretanto, solo puedo sorprenderme por lo poco que QUIEREN SABER los que tanto QUERIAN SABER solo durante 3 días.

    No es que tenga en mucho la decencia de la izquierda, pero esto sobrepasa con mucho incluso la justificación del asesinato de un objetor de conciencia por los escuadrones de la muerte del anterior gobierno socialista. E incluso lo de tomarse la justicia por su mano. Claro que a Lasa y Zabala no se les puede entrevistar.

    Y Vera fue condenado por el secuestro de Segundo Marey. Y Aznar lo indulto (valiente imbécil). Ahora Vera esta en la calle y el Sr. Marey muerto.

    Aprenda a leer, señor mio. Luego a escribir. Y con esas herramientas, aprenda a pensar.

    By Blogger Gul-Pah-go, at 12:39 a. m.  

  • ¡Vaya falta de ortografía!
    Agradezco su corrección y desprecio sus recomendaciones. En principio hay que saber pensar para después hacer lo demás, máxime si es leer y escribir la tarea, a ver si comprendemos bien la secuencia para lograr una buena argumentación, que así pasa lo que pasa...

    Comprenderá usted que yo no sé qué estalló en los trenes aquél día, aunque sí sé que no fueron ni bombas nucleares ni las habituales de ETA, esas hechas con dinamita titadyne, pero vamos, que no voy a discutir sobre insinuaciones ni supuestos indicios que no están avalados, siquiera en tanto eso: "supuestos-indicios", que son mucho menos que pruebas y que no llegan tampoco a indicios.

    El resto pseudoargumentación emotiva, que si los GAL y que si malo es el PSOE, lo que no demuestra nada, pero como es emotivo, como es cuestión de fe, siendo las pretendidas informaciones un "conocimiento" de la misma ralea se retroalimentan; gracias al creer esos lugares comunes, gracias a esas creencias, puede tragar uno lo que a su vez son insinuaciones e """indicios""", que en cierta manera no pasan tampoco de creencias. Es todo cuestión de fe, es así de sencillo, el tema es ese, que no hay película. Mucho menos pruebas hay de que Ben Laden tirara las Torres gemelas que de que los atentados del 11 de marzo los proyectaran y llevaran a cabo quienes se indica en las investigaciones, pero ya se sabe que igual que lo importante son los sondeos que daban una hipotética victoria al PP tiene mayor fiabilidad las palabras de "los buenos"; lo relevante es lo que cada uno cree, aunque no tenga ni la más mínima prueba para sostenerlo y aunque no haya nadie ajeno al PP o a su entorno que lo sostenga, y que eso sea porque todos los demás somos malos o no queremos a España u otras cosas de envoltorio moral-patriótico no me causa la menor inquietud, son resultado de mentes simples y que no tiene ya no la capacidad, que tampoco, sino siquiera la intención de demostrar aquello que dicen. En resumen: es hablar ya no de lo que no se sabe -de lo que objetivamente no se sabe- sino de lo que además no se puede saber; es un "no hay nada para sostener lo que pienso ergo no tenemos nada". Qué inocencia falaz, qué podredumbre intelectual se necesita para creer tales pseudoelementos y en tanto partidista (porque muchas veces es consciente, es lo que ocurre con el PP) qué inmoralidad la de la derecha española, y luego dicen y dicen, y dicen que dicen. Y ahora dígame usted qué pruebas hay de que Ben Laden tirara las Torres gemelas, que aunque no lo pongo en duda me interesaría saber su opinión.

    [Nótese que para tratar este tema del 11 de marzo todo es supuesto, todo son cosas previas, insinuaciones y cosas subrepticias; que luego el PP niega haber hecho ninguna insinuación, que todo se desvanece ante la pregunta... Todo gracias a los interesados en que así sea, que dar por sobreentendida una pátina de intelectualidad -para insinuar que las dudas tienen solidez- y sobre todo de moralidad, es de chiste]

    Saludos

    By Blogger Fritz, at 4:45 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home