FERBLOG

miércoles, julio 05, 2006

EL VERDADERO SENTIDO DE LA DECLARACIÓN

La mayor parte de los ciudadanos europeos piensan que el Parlamento Europeo carece por completo de competencia alguna. Por eso lo dejan huérfano de legitimidad, con unas cifras pavorosas de abstención cada vez que son llamados a formarlo. Si bien es verdad que el PE no es, ni mucho menos, como un parlamento nacional y que nació como un órgano consultivo llamado a remediar el “déficit democrático” de las Comunidades Europeas (por lo visto el Consejo es un órgano carente de legitimidad e integrado por autócratas que no responden ante nadie) la impresión es incorrecta. Muchas materias trascendentales son hoy objeto de lo que se denomina “codecisión”, es decir, el concurso del PE es imprescindible para promulgar muchos actos de derecho comunitario. El PE tiene, además, importantes competencias financieras, y tiene capacidad para censurar a la Comisión. En suma que, si quisieran, tendrían trabajo.

Seguro que los ciudadanos europeos pensarían de otro modo si, además de no ser usado el PE como cementerio de elefantes, refugio de fracasados, purgados y exiliados, cuando, por esas casualidades de la vida, sale el salón de plenos en la tele, vieran alguien dentro. No lo ven porque no van. Porque, además de tener un quórum impresentablemente bajo para una institución numerosa –cuyos miembros, todos, perciben generosos emolumentos- el PE padece una tasa de absentismo que sería intolerable en cualquier institución nacional.

Así pues, el PE es una institución que, pese a ser importante, parece no importarle a nadie, ni a los electores ni a los elegidos. No parece, pues, el sitio más adecuado para hacer una declaración de alcance.

Por otra parte, los socialistas españoles, con Borrell a la cabeza conocen perfectamente la historia de España. Así pues, ya saben lo del 34 (al fin y al cabo, militan en el Partido que lo perpetró), y saben de sobra que la República no fue, de ninguna manera, un modelo de democracia –ni siquiera una democracia a secas-, y saben todas esas cosas que, saltando como resortes, algunos se empeñan en recordarles. Saben, también, porque son personas cultas, que las potencias europeas tuvieron muchas razones, algunas más legítimas que otras, para no derrocar al general Franco, y para no hostigarle desde fuera durante todos los años en los que nadie lo hacía desde dentro. Saben, por supuesto, que las responsabilidades no se heredan y, por tanto, nadie tiene que pedir perdón a nadie por lo que sucedió hace setenta años. Saben también, por descontado, que la complejidad real de la historia no es aprehensible en el conjunto de eslóganes y frases hechas de que se compone la dichosa “memoria histórica”. Y, en fin, a Borrell y a los demás socialistas les importan una mierda Franco, las víctimas de Franco, la República, las víctimas de la República (estas sobre todo) y la perfidia de los europeos que no acudieron a rescatarnos, desembarcando en Laredo ya que iban a Normandía.

La pregunta es, pues, obvia: ¿por qué unos señores que saben todas esas cosas y que no tienen ningún interés real fuerzan a otros señores cuyo desconocimiento de la cuestión que se trata es absoluto, en una institución comunitaria que destaca por silente, a hacer una declaración que, en el mejor de los casos, sólo será escuchada en España?

La respuesta aparece, cómo no, en el diario El País de hoy. En la portada. No interesa, en absoluto, que el PE condene el franquismo, sino que Mayor Oreja (se personaliza en Mayor, pero se quiere aludir al PP en su conjunto) no lo condena. Sobran los matices y sobran las reflexiones. Se trata, pura y simplemente, de que el lector retenga la dupla: “PP-Franco”. Ése, y no otro, es el verdadero sentido de esta pantomima.

Además de servir como ejemplo de la miseria moral que caracteriza a cierta gente, el suceso viene al pelo para ilustrar la famosa cuestión de la “moderación” o, si se prefiere, el tipo de dilemas-trampa que, con mucha habilidad –al césar lo que es del césar- se le vienen planteando a la derecha.

Varias personas me han comentado ya que un signo de “moderación” sería, precisamente, que el PP se aviniera a participar de las múltiples condenas, declaraciones, etc. que se le proponen. A buen seguro, hay mucha gente que, en la propia derecha, se plantea que, en efecto, “no costaría nada” echar una firmita al pie del manifiesto de turno y romper, de una vez, ese nexo nefando entre la derecha democrática y el franquismo. Si eres sospechoso de nada, ¿por qué te niegas?

Vaya por delante que el argumento es falaz, sencillamente porque, si el PP estuviera en disposición de sumarse a las propuestas estas, bien no se producirían, bien se redactarían de nuevo asegurándose de que le resulten del todo inasumibles. La gracia es que el PP se quede fuera de la foto, no que salga dentro. En todo caso, siempre sería descalificable con el fácil recurso de decir que lo hace “por conveniencia” o “con hipocresía”.

El asunto que tratamos no pasa de anécdota, pero podríamos, fácilmente, elevarlo a categoría sin más que plantear un ejemplo análogo: “Aunque crees que la reforma del estatuto X es inconveniente y probablemente ilegal, ¿qué te cuesta participar de la discusión?” (¿les suena?).

El planteamiento, además de humillante, es francamente retorcido. Se pretende de la derecha democrática, ni más ni menos, que pruebe lo que no es. Tiene que demostrar que no es extremista, tiene que probar que no es antidemocrática. Y para ello se le exige que abdique de su dignidad o, simplemente, de la defensa de posiciones que son perfectamente razonables. Se le exige que asuma, si no el discurso del adversario, sí sus claves fundamentales. Así de claro. Y hay quien todavía, en efecto, dice que, total, no costaría nada.

4 Comments:

  • Es el ejemplo paradigmatico de la estatua de Franco que habia en Nuevos Ministerios.
    Que la quiten ,si pero la de Largo Caballero tambien y a continuacion pasar a explicar por que.
    Eso es lo que deberia hacer el PP,explicar no ya por que los aliados no derrocaron a Franco sino por que no ayudaron a la Republica durante la Guerra Civil o que coño hacia Vladimir Gorev y otros consejeros sovieticos en 1936.Pero claro hablar de la "insurrecion de Asturias" o denunciar las conexiones entre la URSS y el frente Popular es de "ultraderechistas".
    Estaria bien que el PP solicitase que se erigiese un monumento a Felix Schlayer en donde estaba la estatua de Franco.

    By Anonymous Anónimo, at 10:48 p. m.  

  • Este enlace merece una lectura.

    Saludos.

    By Anonymous H., at 11:47 p. m.  

  • El PP perderá las elecciones y en mi opinión lo hará, sí, por los excesos de algunos, aunque la tregua de ETA le ayudaría muy, muy poco en todo caso... y el voto en contra del Estatuto de Cataluña de ERC también; ¿los extremos se tocan?.

    Este Gobierno lo ha hecho razonablemente bien en algunas cosas y bastante mal en otras, aún sólo en las formas -que no sólo. Las formas del PP no se reducen a decir esto o lo otro sin más, también participa en buena medida que todo esté siempre mal, y si se cambia esté mal, o peor, aunque los cambios sean para sumar al PP (por mucho que sean insuficientes o incluso ficticios, "de cara a la galería"... o al electorado. No es que crea que esto ha sido así siempre, nada de eso, pero es que siempre ha dado igual, a veces sí y otras no, y otras quizá. Beneficio de la duda).

    En el Estatuto de Cataluña todo estaba mal, pero es que se reformaron 150 artículos -más o menos- y no sé cuántas disposiciones y todo estaba mal, pero además en la misma medida. Fraga dijo al principio que aparte las estupideces obvias y otras cosas, que no eran estupideces pero eran igual de obvias, eran aprovechables. Piqué dijo que las directrices del modelo de financiación acordado entre CiU y el PSOE eran parecidas a las que él propuso, pero estaba igual de mal.

    Todo está mal, o al menos todo puede estarlo, en principio o al final, en principio, Y al final también; lo inaceptable es inaceptable y quizá los cambios no permitan que se pase el corte, pero es que todo está mal Y siempre en la misma medida. Esto así durante dos años como que no se sostiene; lo primero simplemente no se sostiene pero es que lo segundo es absurdo. Por lo primero el PP pierde credibilidad, pero, ¿no estará el PP propiciando que por lo segundo el PSOE esté "destruyendo España"? xDDD

    Venga, saludos
    ----
    La figura de Franco es incomparable a la de Largo Caballero. Uno fue dictador y el otro no, punto y final... y durante 40 años nada menos. Nadie SENSATO discute no que Largo Caballero fuera "bueno" o "malo" sino que se afirma que era un personaje bastante repugnante. La "historiografía" de los Sres. Moa, etc. -pero sobre todo, sobre todo Pío Moa- tiene un fin político, todo está mal y en la misma medida. El asunto es que si la derecha que luego gobernó da un Golpe la izquierda -o para mi "izquierda", es que comparto algunos rasgos del liberalismo, igual que los anarquistas y otros xDDD- tiene que haber dado otro, cuando no es así. Es que simplemente NO ES ASÍ, porque no lo FUE.

    El paralelismo importante entre lo uno y lo otro es que tampoco la izquierda defendía LA República, es decir, como tal. Defendían las instituciones si las dominaban y si no no, pero no es lo mismo, no llegó, ni de lejos a tanto.
    Por otro lado cuando a uno le apoya la URSS poco se puede defender, y si es la de Stalin mucho menos todavía, pero creo que en un estado de guerra se buscan apoyos donde se consiguen, Franco no tuvo ni que pedirlos, la República los pidió a las democracias, y no los consiguió. La URSS sí los daba -dicho sea de paso que NADA que ver con los que recibió de Franco- y por ello "se conseguían". En todo caso, no es que hablar de la relación entre la URSS y el Frente Popular sea de ultraderechistas, ni más ni menos porque existieron, pero es que por lo mismo las cosas son como son y en el ´34 hubo un golpe ni nada de eso. Y que todo esto, o "todos estos" vengan ahora a reformar la visión existente de la Guerra civil, hecha por gente como Artola, Quintana, el nada sospechoso Seco Serrano y tantos y tantos otros por estos tres o cuatro personajes, del todo sospechosos e incluso exterroristas según se dice, gente que siquiera es del gremio parece un poco de broma, sinceramente. Había muchas repúblicas el 14 de abril -qué gran frase- por ello nadie defendió la que intentó reunirlos a todos.

    Saludos

    [La verdad es que ni se me ocurre quién pudo querer erigir una estatua de Largo Caballero -no qué partido, pero si quién- de Besteiro, o... aún de Indalecio Prieto, bueno, pero de Largo Caballero es lamentable la verdad. Pero no son lo mismo, seamos serios]

    By Blogger Fritz, at 2:23 a. m.  

  • "Uno fue dictador y el otro no"

    Si Franco hubiese fracasado en el golpe de estado o hubiese perdido la guerra No podria haber sido dictador sido dictador.

    Ahora diriamos Largo fue un dictador y Franco no.
    http://www.lacoctelera.com/simio

    By Anonymous Anónimo, at 9:47 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home